sábado, 26 de octubre de 2013

Haciendo el Amor con Amor






Hola a todos mis seguidores y nuevos visitantes, los bendigo, saludo y deseo mucha felicidad en este grandioso día.

EL tema que quiero compartir en este día es sobre el SEXO.  “zzz”

Retrocedamos un poco en el tiempo y situémonos en el libro de Génesis, cuando Dios creó a Adán y Eva. En ese gran momento había una pureza sin malicia, malos pensamientos, peleas, etc., y Dios colocó al hombre un “pene” y a la mujer una “vagina” para reproducción y diversión con el permiso divino (matrimonio).

Cuando ellos pecaron, entró la maldad en la tierra y produjo que se contrariaran las leyes de Dios, y Satanás tomó el control del ser humano, produciendo infinidad de pecados que hasta la fecha se siguen haciendo.

Con la venida de Jesús, produjo que el ser humano pudiera arrepentirse y buscar apartarse del mal y luego recibir la ayuda del Espíritu Santo para poder hacer la verdadera voluntad de Dios.
Una pequeña observación para meditar. El pene no tiene ojos y la satisfacción que produce en el sexo siempre va a ser igual. La vagina tiene satisfacción al sentir la penetración del pene y su satisfacción tiene que ver con el rose o fricción y siempre es igual.

Lo que lo hace diferente es la imaginación de hacer lo incorrecto según Dios, porque Satanás se encargó de llenarnos la mente de tanta morbosidad a través del mal uso de los medios de comunicación, llegando también a la medicina para que seamos mal aconsejados. En pocas palabras, nos engañaron haciéndonos ver que el sexo en una sola posición era aburrido para que hagamos lo contrario a lo que Dios estableció sobre el mismo.

El sexo no puede verse como un utensilio para satisfacer los deseos perniciosos y evidentemente pervertidos de la otra pareja recurriendo a actos que evidentemente van contra lo natural.

Ningún ser humano está exento de caer en pecado, sin embargo, con la ayuda del  Espíritu Santo podremos soportar la contaminación mental de este mundo.

Si quieres conocer mejor sobre el Espíritu Santo, puedes buscar leer “Buenos días Espíritu Santo de Benny Hinn” y aprender a ser su amigo(a).

Espero que este conocimiento les sea de gran utilidad y puedan recomendarlo a otras personas para que se multiplique la bendición.


Publicar un comentario